Arte final para Imprenta

Como elaborar un Arte Final para imprenta

Hoy me gustaría aprovechar para repasar por encima qué pasos debemos dar para elaborar un “Arte final”, o “artefinalizar” nuestro proyecto creativo, y enviarlo a imprenta. Hace algunos años, cuando comenzaba con mis primeros tanteos como diseñador gráfico, me hubiese salvado en más de una ocasión encontrar información breve y directa sobre cómo preparar mis trabajos para terminar en la imprenta. Por eso me gustaría contaros un poco más acerca de este proceso. “Artefinalizar”  o realizar un “Arte final” de un trabajo gráfico para enviarlo de forma correcta a la imprenta, puede llegar a ser un pequeño quebradero de cabeza para los menos expertos en el campo del diseño. Cumplir los siguientes pasos nos evitará problemas, retrasos y sobrecostes.

  • DIMENSIONES
    Es importante revisar correctamente las medidas definitivas del documento. Consulta siempre con la imprenta el tamaño pactado o estándar en el que se enmarcará tu proyecto. Si estás desarrollando un folleto o catálogo, debes de ajustar siempre el número de páginas de la pieza al número final de pliegos que vayamos a producir.
  • SANGRADO
    No olvides incluir siempre un espacio de 3-5 mm de sangre en los objetos que se impriman cerca de los límites de tu pieza.
  • COLORES
    Revisa correctamente todos los valores cromáticos de tu pieza y conviértelos al modo de impresión que necesites (tintas directas/planas o CMYK). El modo de color que debe de contener el fichero del proyecto será siempre CMYK por defecto, nunca RGB. RGB es el modo de color destinado a los colores primarios de la luz (Rojo, Verde y Azul) para representar los colores que se mostrarán en pantallas y monitores.
  • IMÁGENES
    Todas las imágenes utilizadas en nuestro proyecto deben tener un mínimo de 300-400 ppp para garantizar una impresión óptima. En ningún caso es recomendable forzar de menos a más esta resolución. Tras garantizar que todas las imágenes poseen la resolución indicada, debemos adaptar su modo de color a CMYK. Os recomiendo guardar las imágenes siempre en un formato compatible con la imprenta como JPEG/TIFF a máxima calidad (sin compresión).
  • TROQUELES
    Las líneas de troquel desarrolladas en el interior del Arte Final, destinadas a marcar los límites e informar de los espacios a la imprenta, pero que no queréis que aparezcan impresas en el resultado final, deben llevar activo siempre el atributo  “Sobreimprimir trazo”. Es recomendable también que estas estructuras se elaboren siempre bajo una tinta plana única, de esta forma facilitaremos a la imprenta su eliminación de la impresión.
  • TIPOGRAFÍAS
    Revisa bien todo el texto de tu pieza, y si estás satisfecho con tu trabajo, no olvides trazar todas las tipografías antes de enviarlo a la imprenta. Mantén siempre el archivo original para evitar perder esta información, y guarda tu creatividad trazada en un nuevo fichero. Es importante cumplir este paso, ya que si la imprenta no contiene las fuentes utilizadas en tu creatividad, y no tienes oportunidad de consultar un prototipo primero, te llevarás un disgusto.
  • EXPORTACIÓN
    Una vez revisados todos los puntos anteriores, guarda o exporta tu proyecto con marcas de corte para indicar a la imprenta donde empieza y termina el area de impresión. Utiliza la extensión .PDF para guardar el documento.

Siguiendo todos los pasos anteriores tendréis vuestro Arte final listo para enviar a la imprenta. Espero que la info os sea de ayuda y ¡suerte!

Comparte este post

Fundador de Imborrable y adicto a los Sharpies. Escritor ocasional para Analógico. Todo un apasionado del papel y el diseño gráfico ;-)

2 comentarios

  1. Eva

    Muy útil, gracias!

  2. Patricia

    Excelente artículo para todo aquel que quiera imprimir algo en una imprenta online, sin duda todo el que lo lea hará más fácil el trabajo diario a las imprentas en línea.

    Muchas gracias, un saludo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *