cuaderno receta malvaviscos

Estrena tu cuaderno de recetas con malvaviscos

¿Estás pensando empezar un cuaderno de recetas? Hoy en día tenemos tanta facilidad para encontrar la receta que buscamos en Internet que ya poca gente utiliza libros de cocina físicos, y mucho menos escribe recetarios propios como hacían nuestras abuelas. Sin embargo, bien pensado, un cuaderno de recetas es un maravilloso legado para tus hijos y tus nietos.

En Imborrable nos gusta comer y cocinar y ya os habréis dado cuenta de que en el blog Analógico y en nuestras libretas, la comida está muy presente. Ahora que llegan las vacaciones y apetece comer cosas dulces, tirados en el sofá con el aire acondicionado a tope… Os proponemos empezar vuestro propio cuaderno de recetas con este post dedicado a los malvaviscos. Sí, sí, nos referimos a las nubecitas de azúcar que comíamos cuando éramos niños. Aquella golosina que `Cazafantasmas´ nos descubrió que se llamaban “marshmallows” y que tenían una mascota muy parecida a la de Michelin.

cuaderno recetas malvaviscos

Tres formas de hacer malvaviscos para tu cuaderno de recetas

  • Vodka infusionado con malvaviscos. Ameniza las noches de verano en la playa con una bebida casera muy fácil de preparar. Solo tienes que meter en un bote grande el contenido de una botella de vodka y añadir 400gr de malvaviscos. Lo dejas reposar 24 horas y luego lo cuelas a través de una gasa. Deja la botella de vodka infusionado en la nevera y ¡estará listo para tomar!
  • Malvaviscos asados. Aunque todos probamos alguna vez la versión rápida para asar nubecitas -que consistía en coger el mechero de tu padre y quemarlas directamente con la llama- el sabor que dejaba el gas del mechero no era ni lo más rico, ni lo más sano. Así que, ¿por qué no asarlos en el horno? solo tienes que poner en la bandeja un papel especial de horno, engrasarlo con un poco de mantequilla y colocar los malvaviscos encima. Cuando veas que se hinchan ya están listos para comer. Pero déjalos enfriar, ¡no seas ansiosio!
  • Fondue de malvaviscos. Más fácil imposible e ideal para hacer con peques. Utiliza una fondue especial para chocolate, de esas que son pequeñas y se calientan con una velita. Mete en ella trozos de chocolate para postres, negro o blanco, como prefieras, y prepara un bol con malvaviscos de distintas formas y colores. A los niños les encantará pinchar las nubecitas y mojarlas en el chocolate. Es el postre perfecto para un cumpleaños. Y si buscas algo más sofisticado y eres extremadamente goloso, échale un vistazo a este vídeo.

cuaderno de recetas portada marshmallows

 

¿Has visto la libreta Marshmallow? seguro que te inspira para tu cuaderno de recetas.

Comparte este post

Rocío Macho
Periodista multitarea. Me gusta la literatura, el arte y el diseño. A veces duermo, el resto del tiempo, escribo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *