Bullet Journal. Bullet Journaling. Bujo.

Bullet Journal: Qué es y cómo funciona

El método Bullet Journal o “Bujo” es un sistema analógico de organización personal en plena era digital. Fue desarrollado por Ryder Caroll y sólo se necesita papel y boli para iniciarse. Este sistema fomenta tu creatividad y te permite personalizarlo a tu gusto. Aprender este método es muy fácil, que no te asuste un poco de texto extra en el post. No tiene ningún misterio. Aquí os dejamos una guía básica para entender el método Bullet Journal.

Si, como nosotros, eres un apasionado de las listas, seguro que no termina de convencerte usar agendas. Te atan a un calendario específico. No existe la opción de aprovechar un día perdido donde no hayas tenido eventos o tareas por hacer.

Todos tenemos que trabajar. El ser humano está “condenado” a organizarse para poder aprovechar al máximo su tiempo. Tendemos a listar multitud de cosas. Así es como funciona nuestra cabeza: Tareas que hemos realizado, tareas pendientes por hacer, cosas que nos inspiran, etc. Son muchas todas las cosas que no queremos dejar ir…

El sistema Bullet Journal nos permite recordar el pasado, organizar el presente y planear el futuro. Todo a través de la elaboración de listas. La clave para triunfar con esta metodología consiste en intentar llevar el cuaderno bujo contigo en todo momento, o al menos que esté siempre a mano.

¿En qué consiste un Bullet Journal?

Se trata de un sistema rápido y flexible que se adapta a ti por completo. Lo primero que debes decidir, es si quieres usar un cuaderno por año o por semestre. Nosotros por ejemplo funcionamos mejor estrenando un cuaderno bujo nuevo cada seis meses.

Una vez escogido el cuaderno, éste será nuestro fiel compañero. En el cuaderno vamos a crear un registro anual, un registro mensual y registros diarios anotando todo lo que tengamos que hacer cada día. Gracias a la simbología característica del Bullet Journal, delante de cada una de las tareas añadiremos un símbolo que identificará el tipo de tarea del que se trata. Existen por ejemplo tareas simples, eventos, notas, tareas urgentes…. Es a través de esta simbología donde el método Bullet Journal gana fuerza.

Además de listas de las tareas pendientes por hacer, el cuaderno también puede servirnos para apuntar otro tipo de listas sobre cosas más específicas y que queremos tener en cuenta. Como películas pendientes por ver, libros para leer, etc. La idea es que todo esté recogido dentro del mismo cuaderno.

Pero, ¿cómo se puede organizar uno con todo esto al mismo tiempo? Gracias al índice del Bullet Journal, que deberemos crear siempre en las dos primeras páginas del cuaderno. El índice es clave para poder seguir un orden para todo.

No te preocupes, te explicamos paso a paso como comenzar tu primer bujo.

Guía básica para arrancar tu primer Bullet Journal

Escoge tú cuaderno para el Bullet Journal. Nosotros os recomendamos la Malla de puntos, ya que se trata de una estructura muy flexible, pero puedes usar cuadernos lisos, cuadernos rayados o cuadernos cuadriculados. Recuerda, es un cuaderno que vas a tener por un semestre o un año. Escoge uno vaya mucho contigo.

Esta será la primera estructura que va a contener tu Bujo:

– Página 1 – Leyenda
– Página 2,3 – Índice de tu Bujo
– Página 4,5 – Registro Semestral (o Anual)
– Página 6,7 – Registro Mensual
– Página 8 – Primer Registro diario

Paso 1. Enumera las páginas.

Abre tu cuaderno. Si las páginas no están numeradas, enumera cada una en las esquinas hasta que no queden páginas por enumerar.

Paso 2. La leyenda

Reserva siempre la primera página de tu nuevo cuaderno bujo para apuntar tu nombre y la futura leyenda de símbolos y significantes. Es importante que te aprendas bien la simbología que vas a utilizar para distinguir los distintos tipos de tareas, por lo que para este primer bujo te vendrá bien tenerlo todo apuntado en la primera página.

Bullet Journal. Bujo. Imborrable. Cuaderno de Puntos. Leyenda Simbología.
Ejemplo de Leyenda para tu Bullet Journal

Paso 3. Crea el índice de tu Bujo

Pasa la primera página y reserva el primer pliego de páginas #2 y #3 para crear lo que será el índice de tu Bullet Journal. Titula las páginas como “ÍNDICE”. El índice es muy importante para poder encontrar la información rápidamente (y perder menos tiempo).

Bullet Journal. Bujo. Imborrable. Cuaderno de Puntos. Índice.
Ejemplo índice para tu Bullet Journal

A medida que vayamos creando nuevas listas en las páginas de nuestro cuaderno bujo es importante que vayamos introduciendo las secciones y sus páginas correspondientes en el índice. De esta forma podremos encontrar la información mucho más rápido

Paso 4. Crea tu registro semestral – Anual

Después de las 2 páginas reservadas para índice, nos toca reservar un nuevo pliego de páginas para el registro de los próximos seis meses (Registro a Futuro) o 4 páginas si se quiere realizar un registro anual. Titula ambas páginas como “REGISTRO SEMESTRAL” (o anual si procede). Para crear el registro semestral, divide cada página en 3 secciones e introduce los 6 meses a los que corresponden esas 2 páginas en las nuevas secciones que acabas de crear.

Bullet Journal. Bujo. Imborrable. Cuaderno de Puntos. Registro a futuro.
Ejemplo Registro Semestral para tu Bullet Journal

En este registro procederemos a apuntar las pocas tareas que sepamos con antelación que deben de realizarse en esos meses.

Paso 5. Crea tu primer registro Mensual

Tras crear tu Registro Semestral, puedes pasar la página, y realizar tu primer Registro Mensual. En la página de la izquierda crearemos nuestro calendario mensual. Escribe el nombre del mes en el que nos encontramos y dos columnas con todos los días del mes y la primera letra de cada día de la semana (L, M, M, J, V, S y D). Este calendario es muy útil para destacar eventos por venir.

Bullet Journal. Bujo. Imborrable. Cuaderno de Puntos. Registro Mensual.
Ejemplo de Registro Mensual en un Bullet Journal

En la página de la derecha vuelve a escribir el nombre del mes. Aquí crearemos nuestras Tareas mensuales. Lista todas las tareas que debes de dejar realizadas este mes. Puedes listarlas sólo con un “punto de tarea” o “·“. Una vez hayas terminado vuelve atrás incluye estas dos nuevas páginas en el índice.

Paso 6. Crea tu primer Registro diario.

Venga, ahora sí, vamos con el Registro diario de tareas. Pasa a un nuevo pliego de páginas y escribe la fecha de hoy. Lista todas las tareas que quieras realizar en el día de hoy, identificando todas las tareas con el símbolo de tarea simple “·“. Si en lugar de una tarea simple, queremos listar un evento, una tarea importante, etc., podremos recurrir al resto de simbología que nos propone el método Bullet Journal. Por ejemplo si se trata de una tarea importante le podeos incluir el significante “*” en la parte izquierda. Si se trata de una cita o evento podremos identificarlo con el símbolo “o“.

Bullet Journal. Bujo. Imborrable. Cuaderno de Puntos. Registro Diario.
Ejemplo de Registros Diarios en un Bullet Journal

Revisa más abajo de este mismo post la sección sobre la Simbología del Método Bullet Journal para tener bien claro el uso de símbolos y significantes. Gracias a ello podrás identificar rápidamente de qué tipo de tarea se trata. Reserva 2 minutos al final de tu jornada, para tachar las tareas que hayas realizado correctamente, y apuntar las del día siguiente. Sigue introduciendo cada día todas tus tareas de ese mes, aprovechando bien los espacios para no desperdiciar las páginas.

¿Cómo funciona un Bullet Journal?

Genial, ya has creado tu índice, tu registro semestral (o anual), tu registro mensual, y tus registros diarios, pero ahora ¿cómo funcionan todas estas secciones juntas? Es muy fácil. Una vez realizada la lista de tareas para el día de hoy, puedes ponerte a trabajar en llevarlas a cabo. Cuando una tarea se complete puedes pasar a tachar su identificador del punto con una “X“.

Al final de cada mes, vuelve a crear en un pliego de páginas nuevo el siguiente Registro Mensual para el mes correspondiente. Repasa después el mes anterior y busca las entradas que no hayan sido completadas (y por lo tanto marcadas con una X). Tomate 5 minutos para analizarlas todas bien y antes de copiar las pendientes por hacer en el nuevo mes, realizate la siguiente pregunta para cada una de las tareas que se hayan quedado sin realizar.

¿Esta tarea realmente vale tu tiempo?

Si la respuesta es no, puedes tachar la tarea completamente. Si por el contrario, la tarea sí merece de tu atención, convierte ese punto de tarea en una “>” (flecha hacia la derecha) y copia esa tarea en el Registro Mensual nuevo para que procedas a realizarla pronto. A este proceso se le conoce como Migración. La Migración nos ayuda a deshacernos de las distracciones y está concebida para concentrar tu tiempo en las cosas que son importantes. Esto nos ayudará a diferenciar entre estar ocupado y ser productivo.

Si alguna de las tareas pendientes de realizar, que estamos repasando del mes anterior, debe posponerse para desarrollarla dentro de unos cuantos meses, tendremos que incluirla en nuestro Registro Semestral (Páginas #4 y #5). Convierte su punto de tarea en una flecha a la izquierda “<“, vuelve atrás y escribe esa tarea en el mes que necesites volver a ella dentro del Registro Semestral.

Algunas veces te encontrarás con notas y actividades muy afines. Cuando así os recomendamos crear un Registro de colección para mantener una organización temática. Desplázate a la siguiente página en blanco que tengas, titula la temática que tendrá tu nuevo Registro de colección (Películas por ver, Compras pendientes, Libros que quiero leer, etc). Migra todas las tareas afines a esa nueva colección y no olvides incluirla en tu índice.

Simbología para el método Bullet Journal. Símbolos y Significantes.

Se han establecido una serie de símbolos para ayudarte a identificar las tareas, pero tú mismo puedes usar la simbología que consideres más acertada. Nosotros os dejamos una propuesta desde Imborrable. Recuerda, hasta que te aprendas bien la simbología que vas a utilizar en tu Bullet Journal, anótalo todo bien en la leyenda de la primera página de tu cuaderno Bujo.

Los símbolos. Son aquellos iconos seleccionados para identificar el tipo de tarea que tenemos que apuntar en nuestro registro diario. Esto nos permitirá distinguir muy bien entre Tareas, Eventos o Notas.

·  /  Tarea
O  /  Cita o Evento
–  /  Nota

Los significantes. Se anotan en la parte izquierda de los símbolos, tienen como propósito sumar un signficado extra a la tarea en cuestión. Por ejemplo el icono * puede ser un significante de prioridad para una tarea importante.

/  Tarea completada
/  Tarea Migrada
/  Tarea programada
/  Prioridad / Importante
/  Idea / Inspiración
/  Investigar / Buscar sobre ello

Si después de semejante parrafada aún quieres dar una oportunidad al método Bullet Journal para comenzar a organizar tu día a día, echa un vistazo a nuestra gama de Cuadernos con malla de puntos y las páginas numeradas. ¡Ya están listos para comenzar!

¿Tienes un Bujo? Comparte tus ideas en Facebook 

Comparte este post

Fundador de Imborrable y adicto a los Sharpies. Escritor ocasional para Analógico. Todo un apasionado del papel y el diseño gráfico ;-)

3 comentarios

  1. Elizabeth

    Muchas Gracias. Simpre y sencillo lo que estaba búscando. Saludos

  2. Aby

    Muchas gracias por explicar el método, en forma muy sinple y fácil de entender ♡
    Sigan así

  3. Pilar de Rios

    Gracias por la información, muy clara y precisa. No entendía lo del bujo ahora ya puedo comenzar el mío. Estaré siguiendote.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *