Bovey Lee Cosas Bonitas Recortar Papel

Cosas bonitas: los recortables de Bovey Lee

Pintar Las Meninas en un grano de arroz o meter un barco en una botella puede parecernos una locura solo apta para manos pacientes y pulso inalterable, pero cuando conozcas la obra de la artista hongkonesa Bovey Lee, verás que las cosas bonitas de verdad requieren dedicación, cariño y mucha delicadeza. Tanto como cuidar de un bebé recién nacido. Así son las ilustraciones troqueladas de esta sorprendente mujer capaz de hacer maravillas con papel de arroz y un cutter. A medio camino entre el origami y la caligrafía oriental, te invitamos a conocer su imaginario de cosas bonitas hechas con papel.

De Hong Kong a Los Ángeles contando historias de papel

Bovey Lee nació en Hong Kong y comenzó a practicar la caligrafía china con diez años. En 1993 se trasladó a vivir a Estados Unidos, donde estudió Bellas Artes en la Universidad de California y en Berkeley. Se considera una artista de los recortables o del troquelado de papel, disciplina en la que trabaja desde 2005. Desde entonces, ha participado en numerosas exposiciones individuales y colectivas, y sus trabajos aparecen en una docena de libros sobre el arte del papel, como The New Encyclopedia of Origami and Papercraft Techniques, Alchemy, Paper Art Now!, Paradise of Paper Art o Material World, entre otros. 

Su relación con la caligrafía china tiene mucho que ver con los troquelados que realiza a mano. Según ella, ambas actividades requieren un similar control del cuerpo, que se basa en la extremada sutileza de los movimientos. El más mínimo error cuando la tinta china toca el papel, puede arruinar una obra. lo mismo ocurre con el cutter, una vez que ha cortado el papel, no hay vuelta atrás. Es el problema de las cosas bonitas, que suelen ser frágiles y etéreas.

Conoce el Shuji,la caligrafía escolar japonesa

Crear cosas bonitas no es fácil

Nos apasiona el papel en todas sus representaciones artísticas, y sabemos que las cosas bonitas hechas de papel no son fáciles y requieren mucho trabajo. En el caso de Bovey Lee, sus obras están realizadas en papel de arroz, un material con reminiscencias de su cultura de origen, enormemente delicado. Esta artista dedica mucho tiempo a su trabajo. En ocasiones, puede tardar cuatro meses en una sola pieza.

Como los ilustradores, comienza su proceso creativo con un boceto a lápiz en su libreta de dibujo, con el cual compone una plantilla digital que utiliza como guía, aunque después genera sus diseños a mano alzada, sobre la marcha, manualmente y con un cutter como única herramienta. ¿Y por qué papel de arroz? porque, además de ser el primer material en el que aprendió a hacer caligrafía de niña, tradicionalmente es el papel utilizado para la pintura paisajística china, el arte que practicaban los hombres de la clase más elevada. Las mujeres, por su parte, se veían relegadas a hacer recortables de papel. De esta forma tan simbólica reivindica Bovey Lee el derecho de la mujer a acceder al arte con mayúsculas, convirtiendo los recortables en finísimas y elevadas obras artísticas.

 

Comparte este post

Rocío Macho
Periodista multitarea. Me gusta la literatura, el arte y el diseño. A veces duermo, el resto del tiempo, escribo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *